icon 0
icon Recargar
rightIcon
icon Historia
rightIcon
icon Salir
rightIcon
icon Instalar APP
rightIcon
Capítulo 3
Un nuevo hogar
Palabras:1058    |    Actualizado en:18/10/2022

Tras un largo viaje en auto, los tres llegaron finalmente a una villa con vistas al río.

En cuanto Maria salió del BMW, vio que una criada los esperaba en la puerta.

"¡Señor y señorita Jenkins, bienvenidos! Los he estado esperando. El almuerzo ya está listo".

"Sí, por favor. ¡Estoy hambrienta! ¿Preparaste mis camarones al ajillo favoritos, Lily?", preguntó Vivian con expectativa.

Al mismo tiempo, la criada se apresuró a tomar su bolso con una cálida sonrisa.

"¡Sí, por supuesto! Ya todo está listo. Por favor, vaya a lavarse las manos y a disfrutar de la comida". Lily adoraba a la chica, y siempre la miraba como si fuera una ávida fan que veía a su ídolo.

"Acabas de llegar, así que no debes estar familiarizada con el entorno. De todos modos, Lily, la criada de aquí, te enseñará la casa. De momento, te acompañará a la habitación que te he preparado", dijo Bill con rotundidad.

Luego se volvió hacia Lily y le dijo: "Ella es Maria. A partir de ahora, formará parte de esta familia, como mi hija, por supuesto. Muéstrale su habitación para que se pueda acomodar primero".

"Sí, señor Jenkins, enseguida".

La criada se inclinó respetuosamente antes de volver a quedarse quieta.

Sin embargo, en lugar de una sonrisa de bienvenida, miró fríamente a la chica y no se molestó en ayudarla a llevar su equipaje como lo hizo con Vivian hacía un momento.

"Venga conmigo". La indiferencia era evidente en la voz de esta mientras se daba la vuelta y caminaba hacia la casa.

Por otro lado, Maria no contestó. Solo siguió a Lily en silencio llevando su maleta.

De hecho, su maleta emitía un sonido sordo cuando sus ruedas corrían por el suelo, lo que indicaba lo pesada que era realmente.

Aun así, nadie se dio cuenta de que ella la llevaba casualmente con una mano y no tenía problemas con ello.

"Esta será su habitación", afirmó Lily deteniéndose delante de una puerta.

Había llevado a la chica a una habitación en el primer piso. En su estrecho interior había una cama individual, un sencillo armario y un conjunto de escritorio y silla. No había muchos muebles en la habitación, aunque ya se sentía muy apretada. Básicamente, no había espacio para algo más.

Antes de entrar, Maria miró las escaleras que llevaban al segundo piso.

Al darse cuenta de esto, Lily se mofó y captó su atención. "Este distrito de villas con vistas al río fue desarrollado por una empresa inmobiliaria conocida internacionalmente. La distribución interna de esta villa de tres plantas es increíblemente única y sofisticada. Solo se puede construir con habilidades de diseño de alto nivel y estructura artística. Ahora, usted vivirá en el primer piso. No se atreva a subir a los pisos superiores si no tiene nada que hacer allí. Además, puede que sea su primera vez en un lugar tan grande, así que tenga cuidado e intente no perderse. No diga que no se lo advertí".

El tono de esta era lo suficientemente duro como para que Maria supiera que no intentaba ocultar su desprecio hacia una pueblerina como ella.

A su vez, tampoco exageraba sobre el tamaño del lugar. Cuando llegó a la familia Jenkins, Lily se había perdido varias veces en los pasillos del lugar. Una vez se equivocó y entró al baño principal.

Si no fuera por sus excelentes habilidades culinarias, que le ayudaron a ganarse el favor de Vivian, habría sido despedida hacía mucho tiempo.

"Sí, sé algo de esas villas", respondió la chica con calma, desviando la mirada hacia la habitación que tenía delante.

"¿Ah sí?", resopló la criada, tan fuerte que parecía haber oído una broma desagradable.

Después de todo, Maria no era más que una chica normal y corriente de un pequeño pueblo, una mera sustituta para el compromiso de Vivian. Y ahora, afirmaba que entendía lo complicado y exquisito de la estructura de la villa. Por supuesto que Lily lo encontraba ridículo.

De hecho, no fue hasta hacía poco que se enteró por otra criada de una villa vecina de la historia del distrito de villas con vistas al río. Su diseño fue creado por un misterioso diseñador de alto nivel, y fue obtenido por una empresa inmobiliaria a un precio notablemente elevado.

Se decía que el diseñador no estaba dispuesto a aceptar el trabajo al principio. Pero resultó que necesitaba dinero urgentemente, por lo que accedió al final.

Inesperadamente, el diseñador terminó todos los intrincados diseños y maquetas en solo un día.

Teniendo en cuenta que terminó el trabajo tan rápido, el jefe de la empresa inmobiliaria sospechó que fue superficial. Así que se quejó a muchas personas e incluso afirmó que el diseñador era un estafador que intentaba pedir una enorme cantidad de dinero por un resultado mediocre. En otras palabras, intentó desacreditar sus habilidades.

Sin embargo, unos tres meses después, un concurso de diseño de fama mundial concedió un premio de oro a las obras del diseñador. Al parecer, su genio era sin duda maravilloso.

Entonces, para salvar las apariencias, el jefe de la empresa inmobiliaria emitió inmediatamente una disculpa pública. Por desgracia para él, cuando intentó ponerse en contacto con el diseñador personalmente para un nuevo proyecto, se enteró de que él y su empresa ya estaban en la lista negra.

En la época en la que este tipo de noticias podían circular rápidamente por Internet, el círculo del diseño no tardó en enterarse de que el diseñador rechazaría para siempre la empresa. Como resultado, muchos otros diseñadores famosos se negaron a cooperar con ellos a partir de ese momento.

Con el tiempo, el jefe y su empresa sufrieron pérdidas tan cuantiosas que tuvo que abandonar el sector inmobiliario y probar suerte en otro lugar.

"De todos modos, por favor, recuerde permanecer en su habitación en todo momento. La llamaré cuando sea hora de comer. Y lo que es más importante, no haga ruido en su habitación. Me alojo en la habitación contigua a la suya y últimamente tengo problemas para dormir bien. ¡Y no quiero que me despierten de mi descanso solo porque hace un escándalo innecesario en su habitación! ¿Lo entiende?". Lily levantó una ceja y cruzó los brazos sobre su pecho.

La chica solo sonrió sin rechistar. Estaba claro que su nueva identidad como dama de la familia Jenkins no tenía ninguna autoridad.

Obtenga su bonus en la App

Abrir
1 Capítulo 1 La adopción2 Capítulo 2 Maestra M3 Capítulo 3 Un nuevo hogar4 Capítulo 4 Los fideos5 Capítulo 5 Las mentiras de los maestros6 Capítulo 6 La criada cruel7 Capítulo 7 Incriminada8 Capítulo 8 El trabajo del maestro9 Capítulo 9 La imitación10 Capítulo 10 Vincent Geoffrey11 Capítulo 11 Anthony12 Capítulo 12 La trampa13 Capítulo 13 Una cita14 Capítulo 14 El Hotel Jade15 Capítulo 15 Viste todo16 Capítulo 16 Confirmar la relación17 Capítulo 17 Yeez Entertainment18 Capítulo 18 Es mi hermana mayor19 Capítulo 19 Mia20 Capítulo 20 La ganadora a mejor actriz era una fanática loca21 Capítulo 21 Un malentendido22 Capítulo 22 El director23 Capítulo 23 En la audición24 Capítulo 24 El director está muy disgustado25 Capítulo 25 La audición de Vivian26 Capítulo 26 Cuánto tiempo quieres que espere27 Capítulo 27 La audición de Maria28 Capítulo 28 Ella es Mia29 Capítulo 29 Ataque de narcolepsia30 Capítulo 30 Christopher Carter31 Capítulo 31 Interrogatorio32 Capítulo 32 Pedir ayuda33 Capítulo 33 Patricia Hughes34 Capítulo 34 Invitación a la fiesta35 Capítulo 35 La influencia de Patricia36 Capítulo 36 Una charla con Maria37 Capítulo 37 Cocinar para Julie38 Capítulo 38 Una libra de harina39 Capítulo 39 La verdad y el castigo40 Capítulo 40 Las dos son iguales41 Capítulo 41 Asistir a la fiesta42 Capítulo 42 Cállate43 Capítulo 43 La llegada de Anthony44 Capítulo 44 Su enojo45 Capítulo 45 En la fiesta46 Capítulo 46 Quiero ser la mejor amiga de la mejor actriz47 Capítulo 47 Una hermana despiadada48 Capítulo 48 Por qué estás aquí49 Capítulo 49 Olvidó la letra50 Capítulo 50 Patricia es la mejor51 Capítulo 51 Invitó al maestro superior52 Capítulo 52 La edad de Maestra M53 Capítulo 53 El director54 Capítulo 54 El nuevo trabajo de Maria55 Capítulo 55 Los miembros del equipo56 Capítulo 56 Pido disculpas en nombre de mi hermana mayor57 Capítulo 57 Por favor, perdonen a mi hermana mayor58 Capítulo 58 Compra tu propia bebida59 Capítulo 59 La bondadosa Vivian60 Capítulo 60 La directora jefe61 Capítulo 61 Pregúntale a la señorita Jenkins62 Capítulo 62 Tomar el timón63 Capítulo 63 Yo también lo entendí mal64 Capítulo 64 La llegada de Patricia65 Capítulo 65 Dónde están tus modales66 Capítulo 66 La portavoz67 Capítulo 67 El despido de Maria68 Capítulo 68 Dudas69 Capítulo 69 Soy su hombre70 Capítulo 70 Un fanático71 Capítulo 71 El tónico72 Capítulo 72 El tónico no es caro73 Capítulo 73 El gran director74 Capítulo 74 Darse aires de grandeza75 Capítulo 75 Los echaré personalmente76 Capítulo 76 Nadie conoce a Mia mejor que yo77 Capítulo 77 Usted no está calificado78 Capítulo 78 Día de visita79 Capítulo 79 El almuerzo80 Capítulo 80 Maria es la directora81 Capítulo 81 Ella no le debe nada a la familia Jenkins82 Capítulo 82 Una cena especial83 Capítulo 83 Mandy Hayes84 Capítulo 84 No es una persona cualquiera85 Capítulo 85 Lanzar un ataque86 Capítulo 86 Fue construido por Maestra M87 Capítulo 87 Ella es Maestra M88 Capítulo 88 Familia y extrañas89 Capítulo 89 Fanática del juego90 Capítulo 90 El Maestro Darren91 Capítulo 91 Ignorarla92 Capítulo 92 Boletos VIP93 Capítulo 93 Él era un novato en ese entonces94 Capítulo 94 No presumas de ello95 Capítulo 95 Ella tiene boletos VIP96 Capítulo 96 Entradas gratis97 Capítulo 97 Suposición falsa98 Capítulo 98 Una tía malhumorada99 Capítulo 99 Una lengua afilada y un corazón bondadoso100 Capítulo 100 La reacción de la familia Jenkins