back
Instalar App
icon 0
icon Recargar
rightIcon
icon Historia
rightIcon
icon Salir
rightIcon
icon Instalar APP
rightIcon
Solo Una Noche
4.9
calificaciones
161.2K
Vistas
37
Capítulo

Todo cambiará en solo una noche, Lillie Watson pasará su vida tranquila a un tormentoso y peligroso mundo. Cuando conoce a un mafioso que le llaman "El Diablo." ya nada en su vida será igual. Él se obsesiona y la querrá tener a cualquier costa que sea, arrastrándola a su peligroso mundo, a su infierno. Dónde ella en algún momento tendrá la opción de huir, ¿o decida quedarse a su lado?

Capítulo 0
PRÓLOGO

° EL COMIENZO DE SU INFIERNO °

Qué puede suceder cuando en la vida de una joven se cruza un hombre que puede ser el mismísimo diablo.

Lillie Watson es una chica humilde con un carácter fuerte, ha logrado sobre salir de cualquier forma en la vida. A sus 19 años está estudiando en la facultad de medicina, una universidad que le ha costado mucho trabajo en ingresar, ya que es de bajos recursos y no cuenta con el dinero suficiente para pagar una universidad especializada en medicina.

Vive con su madre, su hermana mayor y sobrina. La señora Elena Watson es madre soltera de dos hermosas hijas y abuela de una hermosa pequeña de seis años.

La madre de Lillie tuvo que sacar adelante a sus dos hijas cuando Lilli era tan solo una bebé, ella trabajaba y trabajaba, hasta llegar al punto de enfermarse y recaer, pero nunca se dejó caer hasta que llegó el día en que le diagnosticaron cáncer a causa de un mal golpe que sufrió en su último empleo, una enfermedad que no detecto a tiempo.

Lillie y su hermana se vieron en la necesidad de trabajar, Alexa dejo sus estudios en la universidad y se puso a trabajar en una cafetería de cajera, solo que su vida se complicó más cuando se convirtió en madre por primera vez los veinte años, su mundo se vino más a bajo cuando su novio, el padre de su hija la dejó después de saber que estaba embarazada, dejándola por un tiempo destrozada y deprimida.

En cambió la vida para Lilli era algo distinta, ella odiaba a los hombres ya que vio como le fue en el amor a su hermana. Ella tenía una meta, llegar a ser una gran doctora ya que quería curar a su madre del cáncer. Sabia que era difícil pero no perdía las esperanzas.

Cursaba el segundo año de medicina y como su carrera profesional era muy costosa, se le dificultaba conseguir un buen trabajo para poderla pagar y ayudar a su hermana con los gastos de la casa. Tuvo que elegir un empleo que iba en contra de sus principios.

Después de buscar por muchos lugares y viendo lo que le ofrecían de paga no los aceptaba. Un tiempo trabajo de mesera en el café donde trabaja su hermana, pero solo estuvo unos meses ya que allí conoció a una chica que le ofreció un mejor empleo, no era el apropiado pero era el necesario para ganar lo justo que le alcanzaría para pagar todos sus gastos.

Al principio la pensó durante un mes, hasta que acepto. No iba hacer nada malo pero tampoco era muy decente que digamos. Era un club nocturno donde bailaban chicas jóvenes, no era un lugar de mala muerte, era un lugar elegante, donde iba puro hombre adinerado.

Así que ella sabía que en ese lugar iba a ver muy buenas propinas, ya que según iría de mesera. Al principio si estuvo trabajo atendiendo mesas y la barra de bebidas. Hasta que la dueña le pidió de favor que reemplazara a una bailarina que había enfermo, Lillie no quería hacerlo ya que si su madre se enteraba de ello y subiera a ese escenario a bailar, la decepcionaría.

Pero no le quedó de otra más que aceptar. "Solo sería una semana" pensó, y claro si ella no le decía nada a su madre nunca se enteraría. Pero lo que no se imagino fue que el público se iba a encaprichar con ella y la aclamarían.

Su jefa tuvo que pedirle que fuera una bailarina del club, ella se negó, pero su patrona le ofreció un mejor pagó, uno que Lilli no quería dejar ir, ya que con ese dinero le alcanzaría para completar los medicamentos costosos de su madre y poder pagar los siguientes semestres de medicina.

Después de pensarlo por unos días, aceptó y desde hay comenzó a lo que se le llamaría su calvario. Nunca se imaginó las consecuencias que eso le traería con el tiempo. Bailar con poca ropa era vergonzoso para ella, pero su dignidad siempre la conservó.

Pero nunca pensó que al bailar en ese lugar conocería a ese hombre oscuro y peligroso, que la arrastraría a su infierno.

Ese hombre tiene los siete pecados capitales, la avaricia, la gula, soberbia, la envidia, ira, lujuria y el peor de todos... el orgullo. Con eso se puede describir la clase de persona que es, o como ella lo verá. Él será su tormento e infierno, uno muy ardiente al que caerá Lillie Watson.

Dante Mancini, conocido en la mafia como el Diablo, ya que por sus trabajos en la organización donde el es líder, es el más cruel y despiadado al vengarse.

El diablo como muchos lo conocen, heredó el imperio empresarial y los territorios de la mafia de su padre el señor Demetrio Mancini. Después de su muerte, Dante se tuvo que hacer cargo completamente de todo quedando a cargo como la cabeza de todo el territorio italiano y una gran parte del continente europeo y americano.

Su padre también le heredó los negocios empresariales y varios de ellos se encuentran en Estados Unidos, pero los más grandes se encuentran en la ciudad de Nueva York, donde suele ir con más frecuencia, cada vez que viaja al país americano. Gran parte de sus negocios y vida está en Italia, pero como es dueño de muchos comercios en muchas partes del mundo, su deber es viajar el mayor tiempo.

Tiene a mucha gente que trabaja para él, pero de confianza son pocos. Uno de ellos es su mejor amigo Iván Rizzo, él es su mano derecha, al que en ocasiones deja a cargo en Italia cuando él sale del país por asuntos importantes. Y cuando llega a necesitar de sus servicios, ya que Iván es un gran sicario. También tiene la confianza de dejar a cargo a sus otros dos amigos, Leo y Enzo. Los demás son simples empleados en los que no se arriesgaría a meter las manos al fuego por ellos.

Y como en todas las mafias siempre hay enemigos, pero ninguno ha sido tan fuerte para derrotarlo, comenzando por la misma familia, su tío y su primo. Ya que ellos lo odian porque él y su padre se quedaron con todo el territorio de Italia. A como de lugar lo quieren sacar del camino para obtener lo que tanto han querido, el puesto del líder de la mafia italiana.

Pero él es duro como una roca, no se deja vencer. Para el no importa que tengan la misma sangre, son traicioneros, envidiosos que le juegan sucio a su propia gente, por esa razón tienen que pagar al igual que todos los enemigos del Diablo.

Lleva ocho años a cargo como jefe de la mafia italiana y en esos años él ha levantado más el imperio, mucho más que su padre. Muchos dudaron de él, creían que no iba a lograr ser como el gran Demetrio, pero calló muchas bocas cuando se dieron cuenta que era mucho más bueno que su papá, en todos los negocios turbios.

Su vida no solo se maneja en negocios y dinero, si no también en diversión, mujeres, carros, peleas y alcohol. Así le gustaba vivir su vida. Y también es que no tenía a quien darle cuentas, y la verdad tampoco quería llegar hacerlo algún día, le gustaba su soltería y la soledad, él no creía en el amor, nunca lo había sentido, acepción de sus padres. Suele decir que esas son cursilería y una mierda que no iban con él. Para él en su vida sólo existían los negocios, dinero, placer con mujeres distintas, vicios, como el alcohol y también la adrenalina que sentía cuando mataba alguien a golpes. Por eso lo llamaban el Diablo de Italia.

Ese hombre que destila peligro, él será la perdición de Lillie Watson.

Descargar libro