back
Instalar App
icon 0
icon Recargar
rightIcon
icon Historia
rightIcon
icon Salir
rightIcon
icon Instalar APP
rightIcon
5.0
calificaciones
26
Vistas
5
Capítulo

Mientras la tecnología hace del planeta Tierra un lugar mejor, donde no hay enfermedades, ni hambrunas, no guerras. Un joven de Paraguay descubre en él un don, puede predecir el futuro, él ve algo, el mundo será destruido por su propia raza, para poder descifrar todo aquello, se embarca en una aventura a la Zona Restringida, un lugar que lleva años cerrado bajo un Domo porque según dicen tiene radioactividad, sin embargo, al entrar descubre cosas que solo veía en sus pesadillas. Robert junto a sus amigos deberá luchar para salir de ese lugar, enfrentarse a gobiernos corruptos, y lo que es peor, enfrentarse a sus miedos. Guerras, muertes, y un fin de mundo inminente acompañaran la travesía de Robert a través de... La zona Restringida.

Capítulo 1
En el comienzo

23-01-2020

La situación en mi país se estaba volviendo caótica, el servicio eléctrico estaba regulado; solo un día con energía eléctrica por semana, los días restantes usábamos antorchas. No hay agua potable, la gran mayoría de los habitantes acudían a los ríos cercanos para llevar agua a sus casas, para bañarse y para lavar la ropa, lo triste es que está entrando el verano, lo que quiere decir que el calor será más fuerte, y los ríos bajan su cauce o se secan. Los supermercados se han visto obligados a dar su mercancía a todas la personas, aunque los dueños de estas empresas quisieron ser organizados para que todos tuvieran comida, no pudieron, el pueblo hambriento saqueo todos los supermercados, así que la escasez de comida está llegando a su estado crítico. Todas las fronteras fueron cerradas, la Guardia Nacional las custodian con la orden de asesinar a quien salga y a quien entre. La intervención militar de otras naciones se convirtió en cuentos; nadie nos ha ayudado, y aquí estamos muriendo, solo los mas fuertes físicamente nos mantenemos en pie.

01-02-2020

Perdí cuatro kilos más, estoy pesando cincuenta y tres kilos. Hoy, mi hermana y yo salimos en la mañana a una empresa del gobierno que estaba dando unas bolsas de comida, solo miserias, mucha de la comida ya estaba vencida pero en esta situación la fecha de caducidad en los productos no se le presta atención.

Se corrió la voz entre las personas que Estados Unidos estaba entrando al país por Brasil, su objetivo es sacar a cuantos pueda, pero el gobierno de aquí hará lo que sea para impedirlo, y más recibiendo el apoyo de Rusia y China, las únicas naciones que diariamente se llevan nuestros minerales sin dar nada a cambio, solo protección al gobierno.

15-02-2020

El día que teníamos asignado para la energía eléctrica fue quitado, la energía eléctrica no volvió más. Por las calles se ven cientos de vehículos sin funcionalidad, la gasolina escaseó hace dos meses atrás, la poca que queda la usa el gobierno para sus vehículos de guerras. La maleza ha comenzado a apoderarse de las edificaciones, lo que conlleva a la proliferación de ratas y aves. El verano esta más fuerte, los ríos se están secando. Cada día mueren más de mil personas, la gran mayoría no son enterados dignamente. Se dice que China ha fabricado un escudo magnético impenetrable y lo colocaran aquí para cubrir al país en su totalidad, todos estamos muy asustados.

02-03-2020

Alemania envió un barco con ayuda humanitaria pero fue bombardeado antes de tocar puerto, toda la ayuda se quemó. Nos mudamos de ciudad, una familia que en sus buenos tiempos era rica nos está ayudando, aún conservan su enorme casa y tienen una buena reserva de comida, la casa está lejos de la ciudad. Llegamos a Mérida y Marcos Daniel se fijó que estábamos algo perdidos y nos ofreció alojo en su casona, su padre está en silla de ruedas y le pidió a mi madre que lo ayudase, y él junto a sus dos hermanos y su hermana trabajan en las montañas; ocultos, tienen una siembra de maíz y caraotas (fríjoles negros), además de doce vacas, nadie más debería saber de esto porque los robarían de inmediato. Mientras los jóvenes subíamos a la montaña a trabajar, mi madre se quedaba con el señor Antonio y dos niños. También, estaban en puntos específicos de la casa, cuatro hombres con armas que impedían la entrada de personas con ganas de destruir todo aquello. Desde que llegamos con estas personas nos hemos sentidos bien, a pesar de que el país está muriendo.

15-05-2020

Llevamos más de un mes con estas personas y nos ha ido muy bien, hemos comido bien, nos hemos bañado, hemos descansado. Ayer nos enteramos que hubo un terremoto en Valencia que acabó con cientos de personas y terminó de arruinar a la ciudad.

20-05-2020

Varias naciones entraron por fin al país, comenzó una batalla sobre todo en Caracas, sus objetivos son apresar al corrupto presidente y sus secuaces y liberarnos de la esclavitud.

22-05-2020

El gobierno corrupto está recibiendo ayuda de Rusia, China y Países Árabes. Mueren cientos de inocentes. Las amenazas de poner el escudo magnético creado por China siguen latente. Las aviones de guerra sobre volaban por estas zonas, las explosiones se escuchan ya muy cerca de nosotros.

23-05-2020

Las lluvias comenzaron a caer, lo que vuelve todo más tenebroso y nostálgico. Los aeropuertos de las ciudades han proporcionado aviones para sacar a cuantos puedan, para llevarlos a otros países.

25-05-2020

Hoy ha llovido mucho. Los aeropuertos se han llenado de personas con el deseo de salir del país, y de aquella guerra. Un vehículo nos sacó de la casa para llevarnos a un aeropuerto cercano. Una hora antes de llegar al aeropuerto el señor Antonio murió de un disparo en la cabeza. En la ciudades, todo era caótico, era una matanza horrible. En el aeropuerto las personas eran como ríos crecidos y sólo habían dos aviones, los Marines estadounidenses controlaban todo, logramos pasar al aeropuerto gracias a la influencia de los hijos del señor Antonio, pero subiendo las escaleras del avión una avalancha de personas me tumbaron para ellos entrar, la desesperación en los ojos de aquellas personas lanzando a sus pequeños hijos dentro del avión para que se los llevarán era aterrador. Yo caí en el piso siendo pisado, mi familia logró entrar, los gritos de Marina, mi hermana, pude escucharlos hasta que el avión despegó. Un militar alemán junto a dos militares colombianos me subieron en un helicóptero para sacarme de ahí, alguien le dijo que yo era hijo del señor Antonio y por lo visto el señor Antonio era muy conocido. Sobrevolando Maracaibo, un proyectil golpeó el helicóptero arrojandonos al suelo, perdí el conocimiento.

26-05-2020

Desperté amarrado en una cama vieja y fea, una breve luz entraba por un agujero del techo, vi a mi alrededor herramientas y chatarra, del lado afuera oí a un perro ladrar, me dolían las piernas. Dos hombres entraron, al parecer, el que me encontró estaba cambiándome por un saco de arroz.

_ Ayúdame, por favor_ le supliqué a el hombre que quedó en esa habitación de paredes de cinc, el otro se había ido con el saco de arroz.

_ Lo haré.

Comenzó a quitarse el pantalón, arrancó los míos me violó, por más grité nadie me escuchó. La escena se repitió una y otra vez, cada día se convertía en una tortura con ganas de morir, se volvía eternidad. Descubrí que el hombre era un militar del lado del gobierno.

26-08-2020

Un soldado estadounidense que huía de la Guardia Nacional llegó a el lugar en donde yo me encontraba. Le rogué que me sacara de ahí, él lo pensó varias veces, no quería que yo me convirtiera en una carga. Después de tantas súplicas él accedió ayudarme, le conté lo que aquel hombre me hacía y se indigno mucho. No nos fuimos del lugar pronto, él quería acabar con aquel hombre. Mientras esperábamos, él preparó algo para comer.

_ ¿Cómo te llamas?_ Preguntó con su torpe español.

_ Felipe, ¿Y tú?

_ Max. ¿Qué edad tienes?

_ Tengo diecinueve, ¿Y tú?

_ Veintiséis... Eres sólo un niño, ese maldito debe morir.

Pasaron las horas hasta que llegó el hombre. Max no perdió el tiempo y le dio un tiro en la cabeza. Rápido, partimos del lugar, la idea de Max, era llegar a la frontera con Colombia para salir.

29-08-2020

Llegamos a la frontera, había demasiada gente saliendo del país. Max tomó mi mano y se adentro entre la multitud, pero entonces, algo realmente malo comenzó a suceder, de las alturas comenzó a bajar como una suave cortina de seda, el escudo magnético, la gente se volvió más frenética para salir. Max soltó mi mano, lo perdí de vista, sólo lo escuchaba decir que corriera. Crucé la frontera y el escudo se cerró con él adentro, muchas personas que tocaron el escudo recibieron una descarga eléctrica poderosa que las convirtieron en cenizas; literal, el viento se llevaba aquella cenizas flotando. Max me hablaba desde el otro lado, y yo no lo escuchaba. Entonces comenzó a llorar, sacó algo de su bolsillo y me lo mostró, era una foto de su esposa y de su hijo, luego tomó un pedazo de metal y escribió en la puerta de un carro: "sólo quería ver libre a Venezuela" , otra capa de escudo cayó alejándome de Max, y luego otra, y otra. Entonces el escudo se volvió borroso, donde ya no se veían ni la silueta de Max. Nunca le dije que logró mucho, que salvó a muchos, que me liberó a mí. Nunca le di las gracias por ayudarme.

03-03-2115

Hoy por hoy, Venezuela no existe, solamente es una zona olvidada. Los soldados que quedaron adentro activaron armas radioactivas para acabar con todo aquello, por eso, el escudo nunca se quitó, por miedo a que esa radioactividad afectar a las demás naciones. Con el pasar de los años, todo lo referente a Venezuela se fue borrando de la historia del mundo, las nuevas generaciones no conocen que una vez existió esa nación, a los que salieron de ese país se les borró las memorias, yo creo soy el único que conoce y tiene esas viejas memorias, después de salir de ahí me fui a Japón, donde me hice pasar por un millonario venezolano, en Japón se me dio todo lo que nunca tuve, me borraron la memoria respecto a mis raíces, pero el diario que escribí me las devolvió otra vez. El mundo avanzó mucho después de aquel genocidio, en el año 2051 cuando cumplí 50 años me apliqué el Suero Azul, un suero que vuelve joven a las personas, por eso nadie envejece, ni muere como yo ahora. Me hubiera gustado que Max estuviera disfrutando de todo esto, sólo estuve con él un día y lo considero alguien muy especial pues, salvo mi vida. Tengo la esperanza de que en Venezuela ahora la Zona Restringida, hay algo o alguien, existen pruebas proporcionadas por turistas que se han acercado al muro que han escuchado gritos aterradores del otro lado del muro, gritos que no son reconocibles, nadie lo asocia con personas, pueden que sean criaturas. Aunque claro, esto sigue siendo ocultado de las mentes de todo el mundo, porque según se cree, hasta ahora, del otro lado del muro no hay vida, es una zona totalmente desértica, todo está seco y muerto, y si alguien llega a entrar a ese lugar se freiría de inmediato por el alto contenido de radioactividad. Por eso, la gran mayoría piensa que esos gritos que escuchan no provenga de criaturas, sino de el viento o alguna tormenta, sin embargo, yo no creo eso, eso es lo que los gobiernos hacen creer a las personas comunes, pero como ya dije, yo no creo en eso, creo que hay algo más, detrás del muro se esconde algo más, y lo siento aquí en mi corazón y quiero descubrirlo. ¿Puede evolucionar una criatura encerrada en un lugar altamente radioactivo? ¿Puede un ser vivo o algo transformarse en otra criatura? ¿Qué nos ha enseñado la evolución? ¿Qué nos ha enseñado nuestra inteligencia?... A esas preguntas yo le quiero dar respuestas, pero necesito ver, necesito estar dentro de ese lugar, y yo sé que allí en ese lugar, Agua Grande, conseguiré las respuestas.

Mi diario de vivencia los llame: Agua Grande. Zona Restringida, agua grande, porque así llamaban los indígenas antes de la colonia a Venezuela.

++++++++++++++++++++++++++++++++

Esta obra no favorece a ningún grupo político, es producto de mi imaginación que no se aleja mucho de la realidad.

Si alguna persona se siente ofendida por lo narrado aquí, se recomienda no leerlo, además, esta es una historia basada en Ciencia Ficción y Fantasía.

Gracias por su colaboración, les escribe un venezolano muy preocupado por la crítica situación Venezuela.

23-01-2020

La situación en mi país se estaba volviendo caótica, el servicio eléctrico estaba regulado; solo un día con energía eléctrica por semana, los días restantes usábamos antorchas. No hay agua potable, la gran mayoría de los habitantes acudían a los ríos cercanos para llevar agua a sus casas, para bañarse y para lavar la ropa, lo triste es que está entrando el verano, lo que quiere decir que el calor será más fuerte, y los ríos bajan su cauce o se secan. Los supermercados se han visto obligados a dar su mercancía a todas la personas, aunque los dueños de estas empresas quisieron ser organizados para que todos tuvieran comida, no pudieron, el pueblo hambriento saqueo todos los supermercados, así que la escasez de comida está llegando a su estado crítico. Todas las fronteras fueron cerradas, la Guardia Nacional las custodian con la orden de asesinar a quien salga y a quien entre. La intervención militar de otras naciones se convirtió en cuentos; nadie nos ha ayudado, y aquí estamos muriendo, solo los mas fuertes físicamente nos mantenemos en pie.

01-02-2020

Perdí cuatro kilos más, estoy pesando cincuenta y tres kilos. Hoy, mi hermana y yo salimos en la mañana a una empresa del gobierno que estaba dando unas bolsas de comida, solo miserias, mucha de la comida ya estaba vencida pero en esta situación la fecha de caducidad en los productos no se le presta atención.

Se corrió la voz entre las personas que Estados Unidos estaba entrando al país por Brasil, su objetivo es sacar a cuantos pueda, pero el gobierno de aquí hará lo que sea para impedirlo, y más recibiendo el apoyo de Rusia y China, las únicas naciones que diariamente se llevan nuestros minerales sin dar nada a cambio, solo protección al gobierno.

15-02-2020

El día que teníamos asignado para la energía eléctrica fue quitado, la energía eléctrica no volvió más. Por las calles se ven cientos de vehículos sin funcionalidad, la gasolina escaseó hace dos meses atrás, la poca que queda la usa el gobierno para sus vehículos de guerras. La maleza ha comenzado a apoderarse de las edificaciones, lo que conlleva a la proliferación de ratas y aves. El verano esta más fuerte, los ríos se están secando. Cada día mueren más de mil personas, la gran mayoría no son enterados dignamente. Se dice que China ha fabricado un escudo magnético impenetrable y lo colocaran aquí para cubrir al país en su totalidad, todos estamos muy asustados.

02-03-2020

Alemania envió un barco con ayuda humanitaria pero fue bombardeado antes de tocar puerto, toda la ayuda se quemó. Nos mudamos de ciudad, una familia que en sus buenos tiempos era rica nos está ayudando, aún conservan su enorme casa y tienen una buena reserva de comida, la casa está lejos de la ciudad. Llegamos a Mérida y Marcos Daniel se fijó que estábamos algo perdidos y nos ofreció alojo en su casona, su padre está en silla de ruedas y le pidió a mi madre que lo ayudase, y él junto a sus dos hermanos y su hermana trabajan en las montañas; ocultos, tienen una siembra de maíz y caraotas (fríjoles negros), además de doce vacas, nadie más debería saber de esto porque los robarían de inmediato. Mientras los jóvenes subíamos a la montaña a trabajar, mi madre se quedaba con el señor Antonio y dos niños. También, estaban en puntos específicos de la casa, cuatro hombres con armas que impedían la entrada de personas con ganas de destruir todo aquello. Desde que llegamos con estas personas nos hemos sentidos bien, a pesar de que el país está muriendo.

15-05-2020

Llevamos más de un mes con estas personas y nos ha ido muy bien, hemos comido bien, nos hemos bañado, hemos descansado. Ayer nos enteramos que hubo un terremoto en Valencia que acabó con cientos de personas y terminó de arruinar a la ciudad.

20-05-2020

Varias naciones entraron por fin al país, comenzó una batalla sobre todo en Caracas, sus objetivos son apresar al corrupto presidente y sus secuaces y liberarnos de la esclavitud.

22-05-2020

El gobierno corrupto está recibiendo ayuda de Rusia, China y Países Árabes. Mueren cientos de inocentes. Las amenazas de poner el escudo magnético creado por China siguen latente. Las aviones de guerra sobre volaban por estas zonas, las explosiones se escuchan ya muy cerca de nosotros.

23-05-2020

Las lluvias comenzaron a caer, lo que vuelve todo más tenebroso y nostálgico. Los aeropuertos de las ciudades han proporcionado aviones para sacar a cuantos puedan, para llevarlos a otros países.

25-05-2020

Hoy ha llovido mucho. Los aeropuertos se han llenado de personas con el deseo de salir del país, y de aquella guerra. Un vehículo nos sacó de la casa para llevarnos a un aeropuerto cercano. Una hora antes de llegar al aeropuerto el señor Antonio murió de un disparo en la cabeza. En la ciudades, todo era caótico, era una matanza horrible. En el aeropuerto las personas eran como ríos crecidos y sólo habían dos aviones, los Marines estadounidenses controlaban todo, logramos pasar al aeropuerto gracias a la influencia de los hijos del señor Antonio, pero subiendo las escaleras del avión una avalancha de personas me tumbaron para ellos entrar, la desesperación en los ojos de aquellas personas lanzando a sus pequeños hijos dentro del avión para que se los llevarán era aterrador. Yo caí en el piso siendo pisado, mi familia logró entrar, los gritos de Marina, mi hermana, pude escucharlos hasta que el avión despegó. Un militar alemán junto a dos militares colombianos me subieron en un helicóptero para sacarme de ahí, alguien le dijo que yo era hijo del señor Antonio y por lo visto el señor Antonio era muy conocido. Sobrevolando Maracaibo, un proyectil golpeó el helicóptero arrojandonos al suelo, perdí el conocimiento.

26-05-2020

Desperté amarrado en una cama vieja y fea, una breve luz entraba por un agujero del techo, vi a mi alrededor herramientas y chatarra, del lado afuera oí a un perro ladrar, me dolían las piernas. Dos hombres entraron, al parecer, el que me encontró estaba cambiándome por un saco de arroz.

_ Ayúdame, por favor_ le supliqué a el hombre que quedó en esa habitación de paredes de cinc, el otro se había ido con el saco de arroz.

_ Lo haré.

Comenzó a quitarse el pantalón, arrancó los míos me violó, por más grité nadie me escuchó. La escena se repitió una y otra vez, cada día se convertía en una tortura con ganas de morir, se volvía eternidad. Descubrí que el hombre era un militar del lado del gobierno.

26-08-2020

Un soldado estadounidense que huía de la Guardia Nacional llegó a el lugar en donde yo me encontraba. Le rogué que me sacara de ahí, él lo pensó varias veces, no quería que yo me convirtiera en una carga. Después de tantas súplicas él accedió ayudarme, le conté lo que aquel hombre me hacía y se indigno mucho. No nos fuimos del lugar pronto, él quería acabar con aquel hombre. Mientras esperábamos, él preparó algo para comer.

_ ¿Cómo te llamas?_ Preguntó con su torpe español.

_ Felipe, ¿Y tú?

_ Max. ¿Qué edad tienes?

_ Tengo diecinueve, ¿Y tú?

_ Veintiséis... Eres sólo un niño, ese maldito debe morir.

Pasaron las horas hasta que llegó el hombre. Max no perdió el tiempo y le dio un tiro en la cabeza. Rápido, partimos del lugar, la idea de Max, era llegar a la frontera con Colombia para salir.

29-08-2020

Llegamos a la frontera, había demasiada gente saliendo del país. Max tomó mi mano y se adentro entre la multitud, pero entonces, algo realmente malo comenzó a suceder, de las alturas comenzó a bajar como una suave cortina de seda, el escudo magnético, la gente se volvió más frenética para salir. Max soltó mi mano, lo perdí de vista, sólo lo escuchaba decir que corriera. Crucé la frontera y el escudo se cerró con él adentro, muchas personas que tocaron el escudo recibieron una descarga eléctrica poderosa que las convirtieron en cenizas; literal, el viento se llevaba aquella cenizas flotando. Max me hablaba desde el otro lado, y yo no lo escuchaba. Entonces comenzó a llorar, sacó algo de su bolsillo y me lo mostró, era una foto de su esposa y de su hijo, luego tomó un pedazo de metal y escribió en la puerta de un carro: "sólo quería ver libre a Venezuela" , otra capa de escudo cayó alejándome de Max, y luego otra, y otra. Entonces el escudo se volvió borroso, donde ya no se veían ni la silueta de Max. Nunca le dije que logró mucho, que salvó a muchos, que me liberó a mí. Nunca le di las gracias por ayudarme.

03-03-2115

Hoy por hoy, Venezuela no existe, solamente es una zona olvidada. Los soldados que quedaron adentro activaron armas radioactivas para acabar con todo aquello, por eso, el escudo nunca se quitó, por miedo a que esa radioactividad afectar a las demás naciones. Con el pasar de los años, todo lo referente a Venezuela se fue borrando de la historia del mundo, las nuevas generaciones no conocen que una vez existió esa nación, a los que salieron de ese país se les borró las memorias, yo creo soy el único que conoce y tiene esas viejas memorias, después de salir de ahí me fui a Japón, donde me hice pasar por un millonario venezolano, en Japón se me dio todo lo que nunca tuve, me borraron la memoria respecto a mis raíces, pero el diario que escribí me las devolvió otra vez. El mundo avanzó mucho después de aquel genocidio, en el año 2051 cuando cumplí 50 años me apliqué el Suero Azul, un suero que vuelve joven a las personas, por eso nadie envejece, ni muere como yo ahora. Me hubiera gustado que Max estuviera disfrutando de todo esto, sólo estuve con él un día y lo considero alguien muy especial pues, salvo mi vida. Tengo la esperanza de que en Venezuela ahora la Zona Restringida, hay algo o alguien, existen pruebas proporcionadas por turistas que se han acercado al muro que han escuchado gritos aterradores del otro lado del muro, gritos que no son reconocibles, nadie lo asocia con personas, pueden que sean criaturas. Aunque claro, esto sigue siendo ocultado de las mentes de todo el mundo, porque según se cree, hasta ahora, del otro lado del muro no hay vida, es una zona totalmente desértica, todo está seco y muerto, y si alguien llega a entrar a ese lugar se freiría de inmediato por el alto contenido de radioactividad. Por eso, la gran mayoría piensa que esos gritos que escuchan no provenga de criaturas, sino de el viento o alguna tormenta, sin embargo, yo no creo eso, eso es lo que los gobiernos hacen creer a las personas comunes, pero como ya dije, yo no creo en eso, creo que hay algo más, detrás del muro se esconde algo más, y lo siento aquí en mi corazón y quiero descubrirlo. ¿Puede evolucionar una criatura encerrada en un lugar altamente radioactivo? ¿Puede un ser vivo o algo transformarse en otra criatura? ¿Qué nos ha enseñado la evolución? ¿Qué nos ha enseñado nuestra inteligencia?... A esas preguntas yo le quiero dar respuestas, pero necesito ver, necesito estar dentro de ese lugar, y yo sé que allí en ese lugar, Agua Grande, conseguiré las respuestas.

Mi diario de vivencia los llame: Agua Grande. Zona Restringida, agua grande, porque así llamaban los indígenas antes de la colonia a Venezuela.

++++++++++++++++++++++++++++++++

Descargar libro